fbpx

LA VIDA DE UN PORTERO … CONTADA POR UN PORTERO

Todo comienza por …
…el patio del colegio, te das cuenta de que en cada salida al recreo, en la carrera por ver quién llega primero al campo, la pelea por ver quién no va a quedar de portero…hay un niño diferente que se olvida de los otros
y se pone bajo esos 3 palos, que tan grandes se ven al principio, pero una vez ahí te das cuenta que ése va a ser tu sitio para toda la vida, porque esa primera impresión ahí es única. Pronto empiezas a arruinarle los recreos a los amigos.

Y a disfrutarlo, luego día a día los amigos ya te escogen a ti para quedar de portero y así se aseguran de no tener que ir a la portería, pero no todo iba a ser bueno, ya que llegan los primeros balonazos en la cara, los rascazos al tirarse, pero ahí, aún lo disfrutas más… y lo eliges para toda la vida.

Pronto les pides a tus padres que te metan en el equipo de tu pueblo con los amigos, y te pasas el día en el cole pensando en la hora de ir a entrenar y tirarte a por cada balón como si fuera el último, disfrutando de la lluvia y el campo de tierra, donde el barro se hace notar y llegas a casa con la ropa pesando…son mágicos.

… Puede darse el caso ,cómo el mío,en que ésto de la portería se lleve en la sangre, y tanto tu padre por lo que te cuenta, y tu hermano mayor fueran porteros, entonces cuando tu hermano te empieza a llevar cada domingo a verlo jugar como portero. Te empiezas a sentir un poquito más portero de lo que ya eras y empiezas a tirarte allí con la ropa de calle con los compañeros de equipo de tu hermano que te tiran la pelota.

“En mi caso, pronto llega ese día que todo portero tiene, yo en categoría alevín, cuando termina la temporada y te vas con los amigos y el equipo a jugar el torneo de verano,  y llegas a la final y entonces empatas y vas a los penaltis, y estás súper nervioso viéndote delante de la pelota, debajo de los palos, y todo el mundo mirándote …ahí es cuando te haces muy grande siendo muy pequeño y paras 3 de 3 penaltis , y das el torneo a tu equipo, la sensación de cuando todos los amigos se viene corriendo y se tiran encima de ti…es la sensación más orgullosa,  única e inigualable en muchos años que van a pasar.”

Pronto empiezan a aparecer esas personas que se dedican a ayudar a los porteros en los entrenamientos, que hace 20 años casi aún no se podían ver en ningún equipo, pero ya aparecían los primeros porteros de los equipos mayores que ayudaban a los más pequeños y ya podían hacer ejercicios apartados del resto de compañeros y sólos en la portería.

“Yo puedo decir que gracias a mis padres y mis hermanos, que siempre me apoyaron, logré ir por primera vez al campus de Soloporteros en Málaga, siguiendo el de La Coruña(Galicia),  y recorriendo España para poder ir. Con todo el esfuerzo del mundo me llevaron, para poder aprender a ser mejor portero y sobre todo a disfrutar de ese mundo siendo un niño. Ahí es cuándo ves a otros porteros, que hoy en día están en el fútbol profesional y ves que todos tenemos esa misma sensación debajo de los palos, que nos lleva a día de hoy a seguir siendo amigos y trabajando para lo que más nos gusta, evitar que todos los jugadores metan goles e intentando que nos den el valor que de verdad nos merecemos los porteros”.

En los años que llegan a continuación, podemos decir que viene una de las etapas más importantes y a la vez másdifíciles de la vida, es la etapa entre los 14 y 17 años,  cuando todos tus amigos empiezan a salir, a hace muchas cosas que antes no eran posibles, los estudios se complican, pero hay que tener en cuenta que aquí donde de verdad podemos dar un paso adelante o atrás como porteros,  tomárnoslo en serio o dejarlo.

Muy poquitos porteros llegan a profesionales, pero hay que luchar por los sueños de uno…

“En mi caso, decidí coger el autobús con 14 años después de una llamada e irme a entrenar varios días a la semana a 40 km de casa al salir de clase, y llegar a casa de noche y ponerme con los estudios porque eso es lo más importante en esos años de nuestras vidas, un esfuerzo muy grande que hay que hacer por el fútbol”

Ser portero también significa ser consciente de la responsabilidad que conlleva ponerse debajo de los tres palos y que en cada error o cada gol en contra, la responsabilidad caiga sólo sobre ti  y no sobre el resto de compañeros, y aquí es donde no hay que acobardarse nunca, y dar un paso al frente.

En todas las etapas que pasan durante la carrera de un portero hay que aprender, día tras día y de cada entrenador que uno tiene. Cada uno tiene su forma de ser y su método de entrenamiento, todos son válidos. Así, el día de mañana, cuando a uno le toque enseñar y entrenar a los niños que vienen, pueda utilizar todas las armas posibles, para que todo sea más fácil.

… Tengo muy claro que llega un momento después de 20 años en el fútbol, que también lo puedes compaginar con entrenar a futuros porteros, por que sé que en el futuro van a ser ellos los que asuman ese rol. Después de todo este tiempo ahora hago las dos cosas, y tras 2 años siendo el entrenador de porteros de todas las categorías del fútbol Base de unas Escuelas De Fútbol, y el último año entrenando también en la Tercera División Española, una de las cosas más importantes que uno tiene que tener como entrenador  es esa metodología de entrenamiento que lo va ha llevar siempre con él.
La metodología…
… Yo creo que ésta nunca puede ser cerrada, es decir, cada día hay que estar reinventándose por que aparecen nuevos utensilios con los que poder entrenar, nuevos métodos que poner en práctica, nuevos reglamentos para los porteros, y por lo tanto cada día que pasa estamos aprendiendo para poder enseñar mejor.

En el fútbol base, según mis pocos años de experiencia siendo entrenador, hay varios motivos a tener en cuenta en la metodología para entrenar. El primero y más importante, es que el portero disfrute cada día y en cada entrenamiento de lo que está haciendo y vaya a gusto a entrenar y coja con todas las ganas del mundo el aprender y mejorar, sin olvidarse nunca de que también estamos educando al mismo tiempo.

          DEJA TU COMENTARIO 

Después vienen los temas deportivos, que sin lugar a dudas, en niños, creo que hay varios factores claves, uno es que sean autómatas, no estar cada segundo diciéndoles lo que deben y no deben hacer, ellos deben de aprender por ellos mismos de los errores y de los aciertos que cometen durante los ejercicios. Podemos ayudarles con preguntas después de terminar cada acción sobre eso y que ellos nos vayan comentando poco a poco lo que van viendo de lo que hacen.

Debemos tener muy en cuenta a la hora de hacer los entrenamientos y las tareas, que la toma de decisión en un portero  es importantisima y hay que trabajarla desde el primer día con ellos, y nunca dar por terminada una acción si el balón sigue en juego, es decir, hoy en día las segundas jugadas en los partidos existen un montón ,por lo tanto, siempre hay que estar pendiente hasta que tenemos el balón en las manos o ya salió fuera.

PINCHA, SEGURO QUE TE INTERESA 

Y por último e igual de importante que todas las anteriores, es el trabajo de la técnica del portero, en todas las acciones que puede y hace un portero a lo largo de su carrera, y esa es la base de los entrenamientos junto con la coordinación en todos los calentamientos.

Por otro lado,en el fútbol senior, tenemos que tener en cuenta muchos factores, empezando por lo que nos pide el club y la metodología del entrenador principal. Nosotros lo que tenemos que intentar es sacar el máximo rendimiento posible a nuestros porteros y la competitividad entre ellos de cara a cada partido, y teniendo en cuenta que el resultado en estas categorías ya es muy importante.

“Y SÍ TODOS LOS PORTEROS ESTAMOS UN POQUITO LOCOS”

FIRMADO
Alejandro Pouso Castro

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *